Escrito por Marcelino Cuevas y publicado el 6 de Marzo de 2017 en Diario de León

Julio Saldaña es un artista que aporta siempre optimismo. De sus cuadros brota a raudales la alegría que nace del color. Pero Saldaña evoluciona en cada exposición, explora, investiga y resuelve sobre el lienzo de formas muy diferentes.

Alguien dijo de su figura y de su pintura: “En el mundo de la creación hay un momento muy especial, un instante preciso en el que todo cambia, y que llega cuando el artista rompe con las reglas, se olvida de las leyes que le han inculcado en la academia y se lanza sin trabas, sin prejuicios, a interpretar su personal sinfonía”.

Las obras de Saldaña son eminentemente expresionistas, y más que visiones de un paisaje que se empeña en mantenerse vivo, son un compendio de emociones, de grandes emociones, de vibraciones, de sensaciones

Leer la reseña completa