Escrito por Marcelino Cuevas y publicado el 19 de Enero de 2016 en Diario de León

Víctor López de la Fuente es hijo de pintor, de casta le viene al galgo, y la mayor parte de su carrera se ha desarrollado en el mundo del cómic. Llega el joven artista a la galería de Arte Bernesga con una serie de cuadros llenos de humor, habitados por una afortunada colección de personajes entrañables que arrastran al espectador a un mundo irreal en el que se reflejan, como en un peculiar espejo, los problemas de nuestro tiempo.

Los cuadros de Víctor, así, simplemente con su nombre le gusta firmar sus trabajos, se inscriben en una parcela que por un lado es fronteriza con la ilustración y por el otro con la pintura de verdad.

Leer la reseña completa